El gigante informático Microsoft, a través de su plataforma inteligente Microsoft 365 y el equipo Surface Pro con LTE Advanced, desarrolla procesos mejorados en temas de colaboración, creatividad y productividad.

La transformación digital está generando cambios drásticos en la cultura de trabajo. Este cambio disruptivo ha hecho que las necesidades de las empresas y trabajadores poco tengan que ver con las de hace algunos años. Ahora, los espacios de trabajo deben asociarse a entornos más colaborativos, prácticas flexibles y herramientas que apoyen la productividad de los profesionales. Este fenómeno no sólo afecta a las grandes corporaciones, sino también a las pequeñas y medianas empresas (pymes) con presupuestos más limitados y con muchas limitaciones a la hora de invertir en este tipo de proyectos. Según Microsoft, la tecnología tiene potencial para multiplicar prácticamente por dos el número de empleados que son altamente productivos, llegando a un 23,2% con gran cultura digital; es decir, con acceso a un departamento de TI en óptimas condiciones y directivos que promuevan la digitalización, los índices pueden mejorar en materia de productividad. ¿Cuál es la solución a los bajos índices de productividad en una organización? La respuesta es Microsoft 365, una plataforma inteligente y segura que permite a los empleados, colaborar ágilmente, tener movilidad en su espacio de trabajo y desplegar todo su potencial creativo, uniendo lo mejor de Windows 10, Office 365 y Enterprise Mobility+Security. Microsoft 365 está disponible para los negocios más grandes en forma de Microsoft 365 Enterprise y para los medianos y pequeños como Microsoft 365 Business, una segunda versión con la que las pymes podrán disfrutar de las mismas herramientas y sofisticación que el resto de las empresas; todo ello garantizando el cumplimiento normativo y la seguridad frente a las ciber amenazas. Con el objetivo último de que las empresas puedan adaptarse al paradigma digital sin esfuerzos y sacar el mayor beneficio posible, nace el concepto de Modern Workplace as a Service, que impulsa la descentralización del puesto de trabajo, para convertirlo en uno totalmente móvil, conectado a la máxima velocidad y con Office, Windows y todas las herramientas de seguridad, colaboración y movilidad completamente actualizadas que le ofrece Microsoft. El impulso de la eficiencia y la productividad a través de Microsoft 365 se consigue utilizando la inteligencia artificial para derribar barreras; por ejemplo, con sugerencias de información y traducciones de idiomas en tiempo real. Esto quiere decir que la inteligencia artificial ya está preparada para democratizarse en todo tipo de negocios. A la hora de trabajar con flexibilidad e independencia del lugar o del dispositivo, ya sea un equipo de escritorio, portátil o móvil, destaca la integración que existe entre Outlook y la red de contactos profesionales LinkedIn. Mientras, la simplificación surge de la gestión de TI desde un único panel de administrador. “Todo el sistema empresarial ahora mismo está en un proceso de transición", que es la transformación digital. “Es la primera vez en la historia del trabajo que estamos experimentando una revolución digital, y esta forma de cambiar no se parece en nada a otro tipo de revoluciones que hemos experimentado laboralmente en otros tiempos", confirma Raquel Roca, autora de Knowmads, los trabajadores del futuro, que advierte de que esta digitalización es “exponencial y eso significa que va a una velocidad que es difícil para los seres humanos asimilarla y comprenderla". Lo más importante para avanzar a nivel empresarial “es tener una mente abierta precisamente a cambiar, a experimentar o a dejar que entren nuevas realidades", aconseja Roca. Conviene “tener una mente flexible como lo es la sociedad actual", “ser permeables a que hay una nueva realidad en la que todo va a estar cambiando continuamente". Así, “quien va a tener más posibilidades de tener un mejor futuro en los próximos años serán aquellas empresas que tengan esta mentalidad de operar" de “cultura líquida". Y Microsoft lo facilita con Modern Workplace. Etiquetas: Microsoft; Networking; Beneficios para cliente; Servicios de TI; Tecnología; Transformación Digital